Animales

Las 3 claves para ayudar a tu perro ciego a desenvolver en casa y por el mundo

Pin
Send
Share
Send
Send


¿Se puede criar sin excesivos problemas un cachorro ciego? La disminución de la capacidad visual de un perro, o su ceguera completa, pueden resultar realmente problemáticas si no se conocen las pautas básicas del manejo del animal.

Normalmente los problemas de salud que aparecen en las mascotas son llevaderos por sus propietarios pero, en los casos relacionados con la pérdida de visión, estos trastornos alteran el ritmo de vida y las costumbres de toda la familia.

Muchos de los perros que nacen con este tipo de deficiencias son abandonados. En otras ocasiones, cuando la ceguera aparece en la etapa de la vejez, la solución elegida por la mayoría es la eutanasia. Con unos sencillos consejos podemos cambiar la forma de pensar y las decisiones de los clientes que se encuentren en esta situación.

¿Cómo cuidar a un cachorro ciego?

Las preguntas que suelen plantearnos nuestros clientes cuando se dan cuenta de que su cachorro está ciego son: ¿Podré cuidarlo? ¿Llevará una vida normal y agradable? ¿Qué tengo que hacer en casa para que esté más confortable?

Ante todas estas dudas, lo más importante es que le dejemos claro al propietario que la ventaja que tienen estos animales con respecto a los que sufren la ceguera en su etapa adulta o senil es que se adaptan mucho más rápido a sus circunstancias, dado que no conocen otras.

De hecho, un cachorro ciego no se diferencia demasiado de otro con una visión normal. Simplemente depende más de sus otros sentidos, que están más desarrollados para cubrir en la medida de lo posible la deficiencia visual del animal. Por este motivo es recomendable que, durante su etapa de educación-adiestramiento, se trate de dar más protagonismo a éstos.

Su socialización

En muchas ocasiones, los cachorros ciegos son abandonados por sus madres en cuanto éstas descubren la deficiencia de sus crías. Este hecho puede causar diversos problemas en su etapa de socialización, es decir, aquélla en la que los animales empiezan a interactuar con otros y con personas. Como ejemplos se pueden citar el vicio de morder, o la incapacidad de jugar con sus compañeros o propietarios. El motivo de estas alteraciones en su comportamiento es que tanto la madre como los demás cachorros de la camada son fundamentales a la hora de socializar a la cría. Por este motivo, la etapa de socialización de estos animales es muy importante y se debe ser muy perseverante, puesto que de ella depende el comportamiento futuro del perro.

Algo que se debe tener en cuenta es que un cachorro ciego es más temeroso que los que poseen una visión normal. Por ello, debemos aconsejar a sus propietarios que adviertan de este hecho a las personas que se le vayan a acercar, para que no lo hagan con brusquedad y le permitan olerlas antes de acariciarlo. Algunos perros que sufren deficiencia visual se sienten amenazados cuando alguien se aproxima demasiado rápido, y pueden llegar incluso a agredirle.

Como se ha mencionado antes, los animales con deficiencias visuales tienen más desarrollados sus otros cuatro sentidos. Por este motivo es muy importante acariciarlos y masajearlos a menudo, de manera que noten la presencia y el cariño de sus dueños.

Educación y juego

Lo ideal es restringir el área de juego de estos animales a una zona controlada y reducida, como una habitación. Más adelante, cuando el animal se sienta más seguro y conozca mejor la casa, se le puede ampliar este espacio, o incluso darle libertad total de movimiento.

Los juguetes más adecuados para los cachorros ciegos son los que hacen algún ruido. Existen distintos tipos: con campanillas, cascabeles, etc. También se pueden encontrar algunos que emiten unas pequeñas vibraciones.

Extraído de: Cómo criar y manejar un perro ciego. Ateuves nº 4, pp. 36-39

Hay varias estrategias que puedes poner en práctica para hacer de guía de tu amigo de cuatro patas

Todavía son muchas las personas que descubren que los perros también puede tener problemas de vista hasta el nivel de quedarse ciegos. Algunos puedan alcanzar la ceguera según cumplen años, otros han nacido así, otros ha sido a causa de un accidente. Como en las personas, existen multitud de razones.

Blind Dog Rescue Alliance, La Alianza para Rescatar a Perros Ciegos, cuenta con una carrera de más de 15 años fomentando la adopción de perros con cualquier discapacidad visual. De la misma forma ofrecen información ya que otra de sus finalidades es educar y concienciar al público en general.

En el caso de los perros ciegos hay algo fundamental a tener en cuenta: desarrollan aún más sus otros sentidos, sobre todo el olfato y el oído algo muy beneficio para ellos.

Quizá los humanos estemos más acostumbrados a ver que los perros hacen de guías de las personas ciegas, pero no a la inversa. Por eso te traemos 3 claves para ayudar a tu amigo de cuatro patas ante esta situación. Por la experiencia de Blind Dog Rescue Alliance, estos son los consejos más útiles para cualquiera que viva con un perro ciego que recogen en su web:

>>Ponte de rodillas, al nivel de tu perro, y observa todo lo que pudiera causarle daño: bordes afilados de mesas o sillas, por ejemplo.

>>Una buena idea es echar pienso o chuches perrunas por el suelo. De esta manera el perro irá olfateando poco a poco mientras busca la comida y, al mismo tiempo, irá descubriendo ese nuevo entorno.

>>También puedes pasearle por toda la casa varias veces con correa e ir despacio para que, con tu ayuda, vaya descubriendo el sitio.

>>Coloca chapas que hagan ruido o un cascabel en el collar de otros perros en casa, así tu perro ciego lo tendrá más fácil para saber dónde están.

>>También las personas que vivan en casa pueden llevar algún tipo de campanita o cascabel para que tu perro os pueda localizar con facilidad.

>>Los muebles, en su sitio. Un perro ciego aprende a "navegar" por el espacio de la casa y puede tener problemas si modificas la posición de objetos familiares.

>>Utiliza aceites de olor. Puedes echar un poco sobre cosas con las que tu perro podría chocarse.

>>Las texturas diferentes son útiles para los perros invidentes, les pueden servir de guía: poner alfombrillas bajo el cuenco de agua y la comida, por ejemplo, para que le resulte más fácil reconocer y encontrar objetos.

>>Busca juguetes que hagan ruidos distintos para que se pueda divertir con ellos.

>>El entrenamiento con clicker es particularmente útil en el caso de los perros invidentes.

>>Existen dos órdenes que todo perro ciego debería conocer a la perfección: "mira" o "cuidado", el que te resulte más cómodo, pero el objetivo es advertirle cuando haya algo en su camino con lo que se pueda tropezar. Y "escalón" para que sepa cuando hay una escalera que debe subir o bajar.

>>La rutina es importante para cualquier perro y en el caso de los perros ciegos más todavía .

En Youtube hay muchos tutoriales que ofrecen consejos muy prácticos:

>>Contar con un amigo perro que sí vea facilita mucho la vida de los perros invidentes puesto que les enseñan "en su idioma" a desenvolverse en el mundo.

>>También hay que tener en cuenta que los perros ciegos no pueden leer las señales corporales de las que son tan expertos. O sea, que si otro perro le está indicando que no quiere compañía, que el hueso o la pelota es suya, nuestro perro no será consciente y por eso tienes que estar mucho más atento para poder intervenir si fuera necesario.

>>Otra opción es ponerle un collar o arnés que indique que es ciego, así también lo sabrán otras personas, otros dueños de perros, cuando caminéis por la calle.

Por último, aquí tienes este simpático vídeo de Mack, un perro ciego, el protagonista de las imágenes de arriba, celebrando su cumpleaños. ¡Y lo disfruto mucho!

Video: Entiende de verdad cómo funciona el Karma en tu vida diaria. El Karma Revelado - Denis Astelar (Junio 2022).

Pin
Send
Share
Send
Send