Animales

Cómo respiran los peces bajo el agua?

Pin
Send
Share
Send
Send



Los peces son animales vertebrados acuáticos, normalmente recubiertos de escamas y dotados de aletas. Cada especie tiene sus particularidades pero, al igual sucede con los animales terrestres, todas ellas emplean un sistema de respiración que posibilita su vida debajo del agua. ¿Cómo respiran los peces?

Los peces respiran gracias a las branquias, unas prolongaciones de la piel, estructuras con filamentos capilares, ubicadas a ambos lados de la faringe y que posibilitan el intercambio de gases. Al contrario que pulmones o tráqueas, éstas son órganos externos, orificios que comunican lateralmente el tubo digestivo con el exterior.

En esencia, lo que hacen los peces es servirse de las membranas u opérculos branquiales para aprovechar el oxígeno que toman del agua a través de la boca y repartirlo por todas las células que tienen en el cuerpo. Del mismo modo expulsan al medio ambiente el dióxido de carbono sobrante. El proceso se produce de forma cíclica y resulta tan eficaz como el que realizamos fuera del medio acuático.

Aunque menos, es cierto que existen también peces con pulmones, obligados a salir a la superficie y tomar el aire de fuera para llevarlo hasta las branquias.

Otras veces, la respiración exterior es parte de la adaptación de algunos peces que se ven obligados a sobrevivir en aguas poco profundas y sin apenas oxígeno.

Las branquias de los peces

Las branquias de los peces teleósteos, que son la mayoría de los peces a excepción de tiburones, rayas, lampreas y mixinos, se encuentran a ambos lados de la cabeza. Desde fuera podemos ver la cavidad opercular, que es la parte de la "cara del pez" que se abre hacia fuera y se denomina opérculo. Dentro de cada cavidad opercular, encontramos las branquias.

Las branquias están estructuralmente soportadas por los arcos branquiales, que son cuatro. De cada arco branquial, salen dos grupos de filamentos llamados filamentos branquiales que se disponen en forma de "V" con respecto al arco. Cada filamento se superpone con los filamentos vecinos, formando un entramado. A su vez, estos filamentos branquiales tienen sus propias proyecciones llamadas lamelas secundarias. Aquí se produce el intercambio gaseoso, los peces toman oxígeno y liberan dióxido de carbono.

El pez toma agua por la boca y, a través de un proceso complejo, libera el agua a través de los opérculos, pasando previamente por las lamelas, donde se capta el oxígeno.

Sistema respiratorio de los peces

El sistema respiratorio de los peces recibe el nombre de bomba buco-opercular. La primera bomba, la bucal, ejerce presión positiva, por lo que envía el agua hacia la cavidad opercular y, a su vez, esta cavidad mediante presión negativa, succiona el agua de la cavidad bucal. En resumen, la cavidad bucal empuja el agua hacia la cavidad opercular y ésta la succiona.

Durante una respiración, el pez abre la boca y la zona donde está la lengua baja, haciendo que entre más agua, porque la presión disminuye y el agua entra del mar a la boca a favor de gradiente. Después cierra la la boca y el suelo bucal sube aumentando la presión y provocando que el agua pase hacia la cavidad opercular, donde la presión es menor.

Entonces, la cavidad opercular se contrae, obligando al agua a pasar por las branquias donde se producirá el intercambio gaseoso y saliendo de forma pasiva por el opérculo. Al abrir el pez la boca de nuevo, puede producirse cierto retorno de agua.

Al igual que nosotros, los peces precisan de oxígeno para vivir

Los animales acuáticos poseen características muy diferentes al resto. Mientras que los mamíferos, las aves y los reptiles necesitan del aire para seguir viviendo, los peces son capaces de permanecer bajo el agua sin necesidad de salir a la superficie. De hecho, esto provocaría su muerte. En este punto es inevitable plantearnos la siguiente pregunta: ¿ Cómo respiran los peces dentro del agua?

Los peces viven de oxígeno diluido

Aunque ellos vivan en este entorno, también precisan de oxígeno para mantenerse con vida. Para ello, poseen un aparato respiratorio muy particular, que consigue extraer el aire disuelto del agua. Lo hacen gracias a las branquias, unas membranas situadas en los laterales de su cuerpo. Cuando el animal abre y cierra la boca, el líquido entra en su interior a través de ellas y es entonces cuando los vasos sanguíneos absorben el oxígeno necesario.

¿Los peces tienen pulmones?

Aunque pueda parecer contradictorio, la evolución ha provocado la aparición de dipnoos o peces pulmonados. Dentro de la filogenia, están clasificados en la clase Sarcopterygii, por poseer aletas lobuladas. Se cree que estos peces con pulmones están estrechamente relacionados con aquellos primeros peces que dieron lugar a los animales terrestres. Sólo existen seis especies conocidas de peces pulmonados y sólo sobre algunas de ellas tenemos conocimientos sobre su estado de conservación. Algunas ni siquiera poseen nombre común.

Las especies de peces con pulmones son:

  • Pez de barro americano (Lepidosiren paradoxa)
  • Pez pulmonado africano (Protopterus annectens)
  • Pez pulmonado de mármol (Protopterus aethiopicus)
  • Protopterus amphibius
  • Protopterus dolloi
  • Pez pulmonado de Queensland o australiano (Neoceratodus forsteri)

A pesar de poder respirar aire, estos peces están muy ligados al agua, incluso cuando ésta escasea por las sequías, se esconden en el barro protegiendo su cuerpo con una capa de moco que pueden fabricar. Su piel es muy sensible a la desecación, por lo que sin esta estrategia morirían.

Si deseas leer más artículos parecidos a ¿Cómo respiran los peces?, te recomendamos que entres en nuestra sección de Curiosidades del mundo animal.

¿Sabes qué es el opérculo?

Otro elemento de gran consideración en el aparato respiratorio de los peces es el opérculo. Este permite que el agua absorbida se mantenga dentro del cuerpo. Cuando la boca está cerrada, el opérculo se descubre para dejar pasar el fluido por las branquias. Y el resto es historia.

La temperatura afecta directamente a la cantidad de oxígeno del agua.

Ante la complejidad de esta forma de vida, el entorno en el que los peces habitan es muy importante. Sobre todo cuando hablamos de animales domésticos o de compañía. Debemos estar pendientes de muchos factores para que el pez consiga sobrevivir. La temperatura, por ejemplo, es fundamental, pues afecta de manera directa a la cantidad de oxígeno presente en el agua. Cuanto más caliente, menos cantidad. Por esta razón, es primordial conocer los requisitos y proporcionar a tu amigo un lugar adecuado para vivir.

Eso sí, debes tener en cuenta que cada ejemplar es diferente. Mientras que el atún posee un sistema respiratorio más sofisticado, los peces óseos necesitan que el agua y la sangre circule en direcciones opuestas. Como podéis comprobar, estamos ante una especie de lo más singular. Y es que el océano guarda grandes sorpresas.

Qué son las branquias

Las branquias son unas membranas por donde toman el oxígeno los peces. Están ubicadas en las partes laterales, entre la faringe y la boca del animal. El agua se introduce a través de ellas cuando el pez cierra y abre boca. Es en ese momento cuando los vasos sanguíneos del pez absorben el oxígeno necesario y lo transporta por el torrente sanguíneo.

Sistema respiratorio de los peces

La gran mayoría de los peces cuentan con una zona que las recubre denominada opérculo. Cada vez que el pez abre la boca, el opérculo se cierra, haciendo que el agua permanezca en su interior. En cambio, cuando se cierra la boca, el opérculo se abre y permite el paso del agua a través de las branquias.

El agua pasa de la boca a las cámaras branquiales situadas a ambos lados de la cabeza. Las branquias, contienen unos filamentos laminares llamados lamelas. El agua al fluir por las branquias, el permite que el oxígeno que contiene se transmita a la sangre gracias a los vasos sanguíneos de las lamelas y los filamentos.

Del mismo modo, el dióxido de carbono que hay en la sangre del pez se dispersa en el agua y es expulsado de su cuerpo. Por ese motivo pueden mantenerse sumergidos bajo el agua todo el tiempo. Su anatomía está adaptada perfectamente al líquido elemento.

Cómo respiran los peces bajo el agua

Existen algunos peces, como por ejemplo el atún, que no cuentan con un sistema respiratorio tan sofisticado, y necesitan tener abierta la boca durante más tiempo para conseguir absorber el suficiente oxígeno del agua.

Pero atención, animales como los delfines o las ballenas no respiras igual que los peces. Puedes obtener más información haciendo click sobre sus nombres. 😉

Ahora ya sabes cómo respiran los peces. Pero, ¿en todas las partes del mundo funciona igual? Vamos a verlo en el siguiente apartado:

Tipos de respiración en los peces

La cantidad de oxígeno presente en el agua varía en función de la temperatura de la misma. Por lo tanto, en aguas frías la cantidad es mayor que en las aguas cálidas. Este es uno de los motivos por los que los peces precisan hábitats diferentes.

Los que necesitan menos cantidad de oxígeno para vivir habitan en aguas más calientes. En cambio, los que requieren más cantidad viven en aguas más frías.

En los peces óseos, el sistema de intercambio entre oxígeno y dióxido de carbono funciona mucho mejor si se realiza a contracorriente. Esto quiere decir que para un funcionamiento óptimo, el agua y la sangre tienen que circular en direcciones opuestas. Del mismo modo, este sistema sirve para que se eliminen de la sangre las impurezas.

Y recuerda, al contrario que muchos otros animales, los peces necesitan estar en el agua para poder vivir. Las branquias solo funcionan dentro de este líquido, fuera de él no pueden realizar su función vital. Por ese motivo, si decides tenerlos como mascota, ten en cuenta que el aparato respiratorio de los peces es diferente al tuyo y debes facilitarles un entorno apropiado.

¿Quieres saber más?

En Curio Sfera .com esperamos que te haya sido útil este artículo llamado Cómo respiran los peces bajo el agua. Si deseas acceder a más post similares o descubrir más curiosidades sobre el mundo animal, puedes pasar por la categoría de animales.

También puedes realizar directamente tus preguntas o consultar tus dudas en el buscador que encontrarás y que ponemos a tu disposición en nuestra web.

Y recuerda…, si te ha servido puedes compartir este artículo en las redes sociales con tus amistades y familia. De este modo, podrás ayudar a muchas más personas a comprender como pueden respirar los peces. 😊

Pin
Send
Share
Send
Send